Dejemos a nuestros cachorros SER niños

por Lili en Ago 11th, 2014

hermanos helado

Después de haber pasado este fin de semana del “día del niño”, se me vienen varias reflexiones a la cabeza. Y es que yo cuando era niña pasé una infancia súper rica, tranquila y donde mis papás siempre me dejaron ser niña, dándome todo lo que estuviera a su alcance y dentro de sus posibilidades también. Me acuerdo de mis cumpleaños, celebraciones familiares, mis vecinas con las cuales hacíamos pijama party o estábamos hasta tarde en los veranos. Con mis hermanas jugábamos a las “amigas” y nos poníamos los tacos de mi mamá y nos sentábamos a conversar, a tomar café y a fumar (lo hacíamos con los lápices!!!).

También jugábamos al colegio, al supermercado, a la peluquería, al doctor, a la oficina, le hacíamos casas a las barbies, teníamos un Club, alguna vez vendimos limonada,  y en el verano nos manguereábamos porque no teníamos piscina. Cosas simples pero que nos hicieron inmensamente felices.

No tengo recuerdos de tanto consumo de cosas materiales para esos días especiales, más bien compartir y estar juntos; quizás algún juguete o salida entretenida por ahí, pero no más que eso. Ahora los niños tienen acceso a la tecnología y tienen más opciones que nosotros. Sin embargo, siempre hay que tratar de volver a la esencia, a lo básico de las cosas. No digo que hay que esconder los tablets y computadores, porque ellos nacieron con eso, pero si tratar de que se ensucien, que jueguen, que se aburran también, que usen su imaginación, que SEAN niños lo más que se pueda.

A los niños uno siempre quiere verlos felices y darles todo lo que uno quisiera y más!!! Esas caritas sonriendo y sorprendiéndose con algo son el mejor regalo para uno como papá o mamá. Este fin de semana celebramos los 4 tranquilos, salimos a tomar un helado y les compramos un juguete también, un detalle. El domingo compartimos con la familia y ellos, como son pura alegría los llenan de energías a todos. Finalmente eso es celebrar un día del niño, estar en familia, compartir, jugar, llenarlos de ilusión.

Que ganas de volver atrás y seguir siendo niños otra vez… dejemos a nuestros cachorros que sean lo quieran ser, alarguemos su infancia lo más que podamos, ya que ese es el mejor regalo que podemos darles.

Comentarios en Facebook:

Follow

Get every new post delivered to your Inbox

Join other followers: